29 noviembre 2017

El amor toca la puerta

Panamá no nos deja de dar sorpresas a nuestra pareja, si bien siempre nos hemos considerado pareja abierta y ciertas personas han tenido un rol importante en nuestras vidas (nosotros los llamamos novios/as), la verdad es que hasta ahora el Amor, así, en mayúsculas, no había entrado en nuestra relación.

Con la cautela que obliga nuestra edad y una relación estable de hace muchos años, siempre nos habíamos comportado con precaución (¿miedo?) con esas terceras personas, quizás nos pusimos un freno mental a que fueran más que amigos/as especiales, con un fuerte componente sexual, pero cuando abres una puerta siempre se te puede colar alguien...

... y así fue, Havanna se fue enamorando de una mujer joven, bella, bastante interesante y especial, más lesbiana que bisexual, y poco a poco fue entrando en nuestra relación através de Havanna. Todo lo que has leído de la NRE (New Relationship Energy), de la gestión del tiempo, de la jerarquización o no de las relaciones,... es verdad!!

Para nosotros lo más complicado ha sido la gestión del tiempo, pasar de una relación a dos, con mucho tiempo dedicado el uno al otro a pasar a que una persona tenga una presencia fuerte entre nosotros: Decidimos de común acuerdo dar a esta persona la prioridad en como pasar el tiempo con nosotros, pero a priori, tratando de que no haya cambios de última hora, ella puede decidir como quedar, a solas con Havanna, con los dos, o no quedar, y a partir de ahí nosotros nos estructuramos nuestro tiempo (a no ser compromisos previos).

Hasta el momento no hemos decido estructurar en relación primario-secundaria, ni nada de esto, su relación es suya, solo que tenemos a Havanna de eje común, para lo bueno y lo malo.

Lo bueno es ver a tu pareja enamorada, feliz, aceptando el cambio en su vida, adaptándose, haciendo cosas de las que antes protestaba, más sexual, segura, y acompañada que antes. Compersión en estado puro. También que el tiempo a solas se aprovecha y se exprime mucho más.

Lo malo es que dejas de ser el centro de gravedad de una persona, te sientes un poco envidioso de ciertos planes (ir a la playa juntas o un hotel el fin de semana,...), ¿celos? No, quizás más envidia como pecado capital, aunque todo se palia con conversaciones entre los dos.

Enriquecedor ver que el Amor no se agota si se comparte, que la llama aviva tambien el fuego ya tranquilo de la vida en pareja con cierta rutina (y eso que lo nuestro no es muy rutinario), tambien que,... Un Hombre Libre tambien se las sabe manejar solo y tenemos amigos en Panamá que han comprendido la situación, y me han dado mucha compañía esas noches sin Havanna (gracias!).

En general la experiencia positiva, no sabemos lo que durará pero hemos traspasado la puerta y estamos investigando un poco la nueva habitación, vamos a ver como evoluciona.

Texto: Un Hombre Libre - Foto: Un Hombre Libre

No hay comentarios:

Related Posts with Thumbnails