17 septiembre 2013

Discreción

La vida swinger no debe ser fácil en Panamá, o al menos no me ha sido fácil contactar con el ambiente por estas tierras. Me imagino que al tratarse de una sociedad relativamente pequeña, y conocerse todo el mundo nadie se arriesga a ser catalogado como tal.

A través de SDC pude contactar con un par de parejas liberales, me hizo gracia que las dos me propusieran el HardRock Hotel para quedar. Con una perdí el contacto pero finalmente quedé con la otra.

Unos Tembas bastante simpáticos, ella de las que me gustan a mi. Nos tomamos una copa, el hotel es espectacular, especialmente la terraza de la planta 62, dominando la City.

Flirteo, tonteo, me pidió ver si realmente la seta era como la foto que había enviado,... Dicho y hecho, nos colamos en un baño y pudo comprobar y jugar con ella. Se calentó con mis besos y magreos,... Al salir indicó a su marido que todo OK. Fue un disparadero, él pago la cuenta, bajamos, el valet trajo un coche enorme y nos metimos los chicos delante y ella detrás.

Ella empezó a desnudarse, él me comento que eran demasiado conocidos para reservar un hotel, o ir a una PH, así que les gustaba el juego de conducir mientras ella follaba en la parte de atrás.

Dicho y hecho, mi primer trío HMH mirando al Pacifico por la Cinta Costera, recorriendo las calles del viejo Panamá mientras follaba a mi nueva amiga,... Rico, morboso,... Hacerla chillar mientras pasábamos los puestos de policía,... Me dejaron en casa y fueron a rematar a la suya, me imagino que el estaría loco con la vista que tuvo en el retrovisor.

Texto: UHL - Foto: Internet
Related Posts with Thumbnails