17 mayo 2009

Te gustán los Clubs Liberales?

Algunos amigos me echan un poco en cara mi gusto por los locales liberales, no es que no me guste hacer otros planes, pero,... simplifican el tener una noche imprebis.

Mareve y yo movilizamos al grupo, muchas veces para nada,... La fiesta de mi cumpleaños costó posts, comentarios, correos, buscar un sitio mágico en la sierra, organizar la logística con ayuda de Ami & Co, e Yvonne, llamadas de teléfono, buscar a la gente que se perdió,... me encantó mi fiesta pero el esfuerzo de organizar todo fue bastante grande. La cena de Nanuk y Betty fue genial, sentirse acariciado tres mujeres, con plumas con polvo de azucar y champán,... pero eso pasa una vez al año...

La gente liberal es poco formal, no es crítica. Se preparan muchos planes, se contacta con gente, pero en el último momento la gente se raja, te dejan tirado, aparece un plan mejor, miedos, y sobre todo falta de ganas y sino de predisposición cuando no hay encima mentiras por medio. Cuadrar es difícil, complicado, y cuando lo consigues además suele haber un problema de sitio.

Por eso la facilidad de un club, la gente que está alli ya se ha quitado los problemas de encima, van a disfrutar, a gozar, y en líneas generales saben lo que quieren. No hay engaños, haces el loco, la vida imprebis y te has ahorrado un año de chateo.

Pero existe para mi otro motivo, y es que cuando estoy en un club, en mi cerebro se abre un lapso de tiempo. Me olvido de mi familia, pareja, trabajo, problemas,... durante el espacio de unas horas, me relajo, río, hablo, bailo, se me quitan complejos, miedos, estupideces. Los que me conoceis sabeis que me desnudo en el minuto 1, la copa en la barra, doy una vuelta, armo jaleo, lio,... rico!!!, UHL en estado puro, como decía Ami de su chico, nos cambia hasta la cara, entramos en un estado límbico,...

... al día siguiente todo vuelve a la normalidad, a mis dulces y amadas cadenas. 

Texto: UHL - Foto: Festival Cine Erótico con Audrey et Terry 

8 comentarios:

lapana dijo...

Lo mismo me pasa a mi UHL, olvido, esquivo, me evado en los locales liberales, me parecen los lugares perfectos para eso, allí eres libre, eres otro, conoces gente más profundamente que en una fiesta (ya sabes si follas con alguien que más profundo puedes llegar), un local liberal es para mi "la isla de la fantasia" (serie americana de los años 80, que trataba sobre una isla a la que la gente iba a hacer realidad sus sueños), allí somos por un momento quienes quisieramos ser siempre y eso mola!!, un beso grande UHL

susana erotomana dijo...

Está bien esa catarsis de los locales, pero ... yo prefiero la organización pausada y el deseo condimentado.
Que una cosa no quita la otra, vamos.

elpana dijo...

yo abogo por las dos cosas los locales y los encuentros privados siempre y cuando la razon sea la autentica de corazon y no haya otra entre manos, las quedadas tienen muchas puntos que tomar en cuenta al igual que ir a un local, una discucion de ultima hora,una comida muy copiosa, una llamada de unos amigos, la hora que se te hace tira encima, la ropa que no te queda etc, es diferente vivir madrid que venir de fin, es diferente tener pareja y pensar en dos que ser swingel e ir a buscar la vida y la emocion,la humanidades son son complicadas y sin parejas no habria locales , porque no conozco un local de swingel hoy en dia a menos que sea una disco.

no se puede tener todo amiguito

j dijo...

Claro que nos gustan. Y MUCHO: son islas de libertad, noches de sueños, paraisos encontrados, etc. etc. etc.
Y nos gustan TODOS aunque como sabes, mi capacidad crítica me da para ver también TODOS sus defectos, que no son pocos.
Pero lo que más me divierte de las críticas a los clubs liberales es cuando nacen de una noche floja... Recuerdo una noche aburrida en el Encuentros (en que no estabas tú, claro, ja ja ja/ por cierto recuerdo que esa noche saludamos a lospana...) y al salir me escuché a mí mismo decir: este local es una birria, ya no es lo que era, etc etc. Hay que ver qué facilmente proyectamos nuestras frustraciones sobre los demás. Y si no hay demás con los que meterse, pues a por el local, ala.
Somos estupendos. Como decía el otro día una con razón, es que no tenemos abuela.

Un hombre libre dijo...

Añadí lo del estado límbico, en honor a mi conversación con Ami,... es la sensación de que lo que haces allí, allí queda, tras esas puertas.

Que me guste entrar en ese trance no quita que disfrute del sexo más normal, y rico con mi Havanna.

Y claro, J, hay noches y noches, y siempre echamos la culpa al local de cuando se nos da mal, no a nosotros mismos.

Pana,... ¿swingel? Nuevo término.

Anónimo dijo...

La foto genial...mientras otros veíamos la peli jajajaja...y al de al lado y la de enfrente...

(xnucay)

canuit dijo...

Y que me decis cuando empiezan con la cantinela de los tios que van con putas???.
Yo es que como nos gusta el sexo, nos gustan los locales, nos gusta en nuestra casa, en la del vecino.....
¿Cual es el mejor sitio? Seguro que si somos honrados no nos acordamos del sitio, pero si de aquella noche.
Nosotros nos quedamos con Sodoma y Gomorra, lo amamos y es donde menos foyamos.
Solo de pensar en un año chateando para quedar y cagarla en la cama, es que se me ponen los pelos de punta.
El Canuit

Anónimo dijo...

creo que elpana se lió con swinger, single y demás anglicismos...

Related Posts with Thumbnails